Acupuntura

Wiki Terapias

Qué es la acupuntura?

La acupuntura es el método de tratamiento de la Medicina Tradicional China más conocido en Occidente. Consiste en la introducción de unas agujas muy finas en puntos determinados del cuerpo para reequilibrar la energía que está ocasionando síntomas.

¿Cómo funciona la acupuntura?

Para comprender la acupuntura tenemos que adentrarnos mínimamente en el sistema de pensamiento chino y en las bases filosóficas que sustentan a esta medicina ancestral.

Según el Taoísmo el Universo es un gran Tao y está en perpetuo movimiento, siempre cambiante, desde lo infinitamente pequeño a lo infinitamente grande. Desde las órbitas planetarias hasta los átomos de una célula. Podemos traducir Tao por “ley de la naturaleza”, “ley divina”, “ruta”, “sendero” o “camino”.

El Universo y por extensión el cuerpo humano, se contempla como una gran red de partículas en continua relación y transformación. Cada parte de la totalidad alberga en su interior dos aspectos indivisibles e interdependientes: el Yin y el Yang.

La MTC no desvinculará nunca una parte del cuerpo del resto del ser humano en su globalidad físico-anímico-espiritual. Así como tampoco hablará de enfermedades como entidades aisladas, sino que diagnosticará pautas de desarmonía imposibles de separar de ese paciente en concreto. Esta desarmonía son formas en las que la energía ha dejado de estar en armonía entre el paciente y su entorno.

Para explicar el funcionamiento de la acupuntura tenemos que hablar del concepto de Qi. Normalmente se traduce como Energía, aunque algunos sinólogos prefieren soplo o aliento de vida. El oriental entiende Qi como una fuerza o poder que activa los mecanismos vitales. El Qi del cuerpo procede de tres fuentes:

      • El Qi prenatal que es el transmitido por los padres a los hijos en el momento de la concepción.
      • El Qi del “grano” que es el que se deriva de la digestión de la comida.
      • El Qi del aire, el extraído por los pulmones del aire que respiramos.

El Qi Normal del cuerpo desempeña 5 funciones principales y de su correcto funcionamiento depende la armonía de los órganos y la salud del cuerpo en general.

En el sistema chino, los órganos se examinan siempre en relación a sus funciones, su relación con las Sustancias Fundamentales y sus relaciones con otros órganos y otras partes del cuerpo. De hecho, sólo a través de estas relaciones un órgano puede ser definido.

La medicina china reconoce cinco Órganos Yin (Zang) y seis Órganos Yang (Fu).

Los Órganos Yin son:

      • Corazón
      • Pulmones
      • Bazo
      • Hígado
      • Riñones

El Pericardio es considerado a veces como el sexto Órgano Yin. La función de los Órganos Yin es la de producir, transformar, regular y almacenar las Sustancias Fundamentales (Qi, Sangre, Jing, Shen y los Fluidos).

Los seis Órganos Yang son:

      • Vesícula Biliar
      • Estómago
      • Intestino Delgado
      • Intestino Grueso
      • Vejiga
      • Triple Calentador

Los Órganos Yang reciben, descomponen en sus elementos y absorben aquella parte de los alimentos que será transformada en las sustancias fundamentales, transportando y expulsando las partes no usadas.

La palabra china jing-luo es lo que en occidente traducimos como meridiano. Jing significa ‘pasar a través de’ y luo ‘ algo que conecta’ y también ‘red’. Los meridianos son los canales o caminos por donde circulan el Qi y la Sangre por el cuerpo. No son vasos sanguíneos, más bien se trata de una red invisible que enlaza todas las sustancias y órganos entre sí. Dado que el sistema de Meridianos unifica todas las partes del cuerpo, resulta esencial para el mantenimiento de un equilibrio armonioso. Los Meridianos conectan el interior del cuerpo con el exterior. Esta es la base de la teoría de la acupuntura: el trabajar con puntos que están en la superficie del cuerpo afectará a lo que ocurre en el interior del cuerpo, ya que afecta a la actividad de las sustancias que viajan por los meridianos.

El sistema de meridianos está compuesto de doce meridianos normales, los cuales corresponden a los cinco Órganos Yin y los seis Órganos Yang, y al pericardio. Existen también ocho Meridianos extra, solo dos de los cuales, el Vaso Gobernador y el Meridiano de la Concepción son considerados Meridianos principales.

Los meridianos en sí, son circuitos energéticos. Cubren la totalidad de la anatomía humana y están formados por seis grupos:

      • 12 circuitos principales: forman doce redes Yin interconectadas. En ellas se representan 361 puntos energéticos (309 bilaterales y 52 monolaterales).
      • 15 circuitos longitudinales: doce tienen origen en circuitos principales, dos tienen origen en curiosos y uno que tiene su origen en el principal del bazo.
      • 12 circuitos transversales: son circuitos energéticos puente entre dos circuitos principales.
      • 12 circuitos tendino-musculares: circuitos energéticos superficiales que componen los tendones, músculos y ligamentos.
      • 12 circuitos distintos: diferentes ramas internas de los meridianos principales, pero con recorridos distintos a éstos.
      • 8 circuitos curiosos: canalizan la energía entre los circuitos principales.

Todos estos circuitos están unidos a través de los movimientos vibratorios de 365 puntos energéticos activos. Estos puntos energéticos contribuyen a:

      • El intercambio bioelectromagnético yin-yang
      • Equilibrios energéticos entre la tierra y el cielo
      • Generación de energía de las vísceras y órganos.
      • Fluidez energética de los circuitos energéticos.
      • Progreso biogenético

¿Como es una sesión de acupuntura?

El diagnóstico en una sesión de acupuntura se basa en una observación de signos y síntomas que orientan al terapeuta a formarse una idea sobre una determinada pauta de desarmonía. Son importantes las cualidades de la lengua y el pulso, el color facial, la forma de moverse, el tono de voz, el humor, sensaciones de frío o calor, dolores y características de estos y olor de las secreciones corporales.

Sobre todos estos datos el profesional se formará una idea sobre el patrón de desarmonía que está viviendo esa persona en concreto y emitirá un diagnóstico. Para hacernos una idea, será algo del estilo “vacío de Qi de Bazo” o “exceso de fuego de Hígado”.

El paciente entonces se tumbará en la camilla y el acupuntor introducirá las agujas en los puntos determinados que ayudarán a reequilibrar el flujo del Qi y así volver a un estado armónico.

Actualmente en una terapia de acupuntura se utilizan agujas estériles de acero inoxidable, de un sólo uso y con cabeza de cobre, debido a su alta conductividad eléctrica. Ya que se sabe que los puntos de acupuntura coinciden con puntos de baja resistencia eléctrica del cuerpo. El tamaño de la aguja es variable según la zona del cuerpo donde vaya a introducirse, así como la profundidad a la cual se realiza la puntura. Las agujas se dejan colocadas en el cuerpo entre veinte y sesenta minutos y luego se retiran.

A la introducción de las agujas de acupuntura puede sumarse el efecto de la moxibustión que consiste en la aplicación de calor sobre el punto por la combustión de la planta seca Artemisa.

La frecuencia con la que repetir las sesiones de acupuntura variará en función del patrón de desarmonía a tratar y de la respuesta de la persona al tratamiento. Desde varias veces por semana hasta una vez al mes.

Utilidades y beneficios de la acupuntura

La acupuntura es útil para tratar numerosas enfermedades y dolencias:

      • Trata el dolor de cabeza. Numerosos estudios han demostrado científicamente la eficacia de la acupuntura para tratar los dolores de cabeza. Este tratamiento tiene efectos antiinflamatorios y analgésicos, además actúa como relajante muscular.
      • Minimiza el estrés, la ansiedad y la depresión. La acupuntura estimula la producción de hormonas de la felicidad como son la serotonina y las endorfinas.
      • Ayuda a aumentar la fertilidad. El tratamiento reduce el estrés hecho que promueve la infertilidad. Además, contribuye en el aumento del flujo sanguíneo que ayuda a que la pared uterina sea más gruesa, favoreciendo la fecundación.
      • Tratamiento del síndrome del ovario poliquístico. Según un estudio del instituto de Neurociencia de la Universidad de Gotemburg, se puede aliviar el síndrome del ovario poliquístico mediante el uso de la acupuntura.
      • Calma el dolor de espalda. A través de la acupuntura se liberan analgésicos naturales y pueden cambiar las percepciones del dolor que sufre el paciente.
      • Durante la menopausia. La acupuntura actúa sobre las funciones cerebrales que controlan las hormonas, evitando los sofocos, ansiedad, alteración del sueño y sequedad vaginal.
      • Dejar de fumar. La acupuntura ayuda a minimizar los síntomas cuando se deja de fumar. La ansiedad, el insomnio y la necesidad de nicotina se estimulan a partir de la producción de endorfinas, serotonina y dopamina que produce el tratamiento.

Limitaciones y contraindicaciones de la acupuntura

Cualquier patología aguda o crónica puede tratarse con acupuntura, pero especialmente conocido en Occidente, quizás por el fracaso aquí de nuestra medicina, es el tratamiento del dolor crónico.

Evidentemente en caso de necesitar cirugía de urgencia no realizaremos acupuntura como tratamiento, pero sí podrá ayudar mucho en la recuperación postquirúrgica.

Durante el embarazo hay que evitar la acupuntura, sobretodo en determinados puntos que son estimulantes de las contracciones uterinas y podrían inducir al parto. Pero en cambio, es altamente eficaz para tratar los trastornos leves típicos de esta época como son las náuseas y vómitos.

En el caso de los niños podemos utilizar la acupuntura con una puntura no invasiva o acupresión, que consiste en presionar sin perforar la piel sobre los mismos puntos de la acupuntura.

Las indicaciones y éxitos de la acupuntura se extienden incluso al uso veterinario.

 

TAMBIEN TE PUEDE INTERESAR...

WIKI TERAPIAS

Suscríbete gratis a nuestra newsletter y recibirás artículos sobre alimentación y salud natural

He leído y acepto la política de privacidad