Una cesta de la compra saludable

Publicado el miércoles, 03 abril 2019

Alimentación

¿Cómo es tu cesta de la compra?

Si no es cada día, por lo menos varias veces a la semana, realizamos una actividad tan cotidiana como es salir al mercado a comprar los alimentos que van a formar parte de nuestra dieta en nuestro día a día.

¿Pero compramos de forma responsable, y además eligiendo opciones saludables?

En una gran parte de los casos, la respuesta es no. Todavía seguimos comprando de una forma poco inteligente.

Y hay varios factores que determinan que nuestra cesta de la compra sea de todo, menos saludable:

  • Estrategias de mercado, que derivan nuestra atención hacia alimentos prescindibles.
  • Etiquetado engañoso de los alimentos, que no siempre reproduce la realidad.
  • Mala educación alimentaria. Tomar conciencia de “que lo que como repercute de manera clara y directa en mi salud”.
  • Gran oferta de productos “insanos”, a nuestro alcance.

Tips para una cesta de la compra saludable

  1. Imprescindible para hacer una compra tanto saludable como sostenible es elegir alimentos de la zona (locales), y que sean de temporada.
  2. Crea una lista organizada. La planificación permite que no compremos por impulso. En primer lugar, anota aquellos alimentos básicos e imprescindibles, dejando de lado aquellos productos que no sea necesario incluir en tu cesta de la compra o que se incluyan de forma ocasional.
  3. Aunque no seamos expertos nutricionistas, de alguna forma todos sabemos que alimentos son más o menos saludables.
  4. Ir a comprar con el estómago lleno, favorece no comprar productos que no son necesarios, o que compramos por antojo o capricho.
  5. Nuestra cesta de la compra debe contener en su mayor parte alimentos de procesado mínimo y muy parecidos a como se encuentran en la naturaleza.

Alimentos que sí deberían estar en tu cesta de la compra

Te dejamos, a modo de lista, algunos de los alimentos básicos e imprescindibles a incorporar de forma habitual a tu cesta de la compra.

Siguiendo un orden, empezando por los alimentos más importantes la lista quedaría así:

  • Frutas, verduras y hortalizas: manzana, pera, naranjas, mandarinas, melón, acelga, col, borraja, apio, tomate, lechuga… Preferiblemente opta por comprar los alimentos, en su temporada.
  • Legumbres: garbanzos, lentejas, judías. Nunca deben faltar.
  • Frutos secos y semillas: almendras, nueces, pistachos, avellanas; semillas de sésamo, de amapola…
  • Aceites que sean virgen extra y grasas saludables: aceite de oliva principalmente.
  • En cuanto a la carne y pescado, preferiblemente que sean frescos y de producción ecológica, alimentos estos de los que no debemos de abusar.
  • Lácteos y huevos de producción ecológica.
  • Derivados de la soja: sobre todo en personas que lleven una alimentación vegana o vegetariana: tofú, yogurt de soja sin endulzar. Bebidas vegetales.
  • Muchas veces necesitamos incorporar en nuestra lista alimentos procesados. En este caso, elige aquellos que son saludables. Ejemplos: verduras u otros alimentos en conserva o congelados, legumbres cocidas etc. También puedes optar por la fruta desecada: pasas, melocotón, dátiles. O bien las mismas frutas en conserva. La pasta de cereales integrales (de trigo, espelta…), así como el pan integral podrían entrar en este apartado
  • En cuanto a condimentos podemos incluir el vinagre de manzana, sal yodada, sal marina, especias…
  • Evita los alimentos azucarados, eligiendo siempre las opciones más saludables.

“Con preferencia compra en el mercado y en pequeñas tiendas locales, y menos en el supermercado o grandes superficies.”

TAMBIEN TE PUEDE INTERESAR...

WIKI TERAPIAS

Suscríbete gratis a nuestra newsletter y recibirás artículos sobre alimentación y salud natural

He leído y acepto la política de privacidad